PUBLICIDAD
Alarma mundial

La absorción de carbono de los árboles se reducirá por el cambio climático

Así lo reveló un estudio realizado por especialistas de la Universidad Estatal de Oregón, Estados Unidos. Por qué sucede esto.

La capacidad de los árboles para mantener la temperatura dentro de un rango óptimo para la absorción de dióxido de carbono de la atmósfera se verá comprometida por el cambio climático.

//Mirá también: Esta actividad es la culpable de más del 90% de la deforestación tropical, según estudio científico

Así lo reveló un estudio de la Universidad Estatal de Oregón, Estados Unidos. Los resultados de la investigación, publicados en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences, contrastan -de este modo- con la teoría según la cual las hojas de las copas de los árboles mantienen su temperatura diurna cerca de la mejor temperatura para la fotosíntesis y por debajo de lo que es perjudicial para ellas, consignó la agencia de noticias Europa Press.

La capacidad de los árboles para mantener la temperatura, comprometida por el cambio climático.

En tanto, para el autor principal de esta investigación Chris Still, de la Facultad de Ciencias Forestales de la Oregon Statal University (OSU), «el estudio permite comprender y predecir las respuestas de las plantas al cambio climático».

«En temperaturas altas, superiores a 25 o 30 grados centígrados, las hojas tienden a enfriarse por debajo de la temperatura del aire», señaló Still.

«Muchas investigaciones están apuntando a que la mayoría de los bosques del mundo se están acercando a su límite térmico para la captación de carbono», agregó.

Qué descubrieron los investigadores

Still y sus colaboradores utilizaron imágenes térmicas para observar la temperatura de las hojas del dosel en numerosos lugares de Norteamérica y Centroamérica, desde la selva tropical panameña hasta la línea de árboles de gran altitud en Colorado, y descubrieron que «las hojas del dosel se calientan más rápido que el aire, están más calientes que el aire durante la mayor parte del día y sólo se enfrían por debajo de la temperatura del aire a mediados y finales de la tarde», detalló el científico.

//Mirá también: Incendios en el Delta: así está la ciudad de Rosario tras la quema de pastizales en Entre Ríos

Cabe consignar que el dosel arbóreo o forestal es el hábitat formado por las copas de los árboles de un bosque.

Las cámaras térmicas se montaron en torres equipadas con sistemas que miden los flujos de carbono, agua y energía (los intercambios entre el bosque y la atmósfera), así como una serie de variables ambientales.

Así P&G y Cencosud buscan dejar una huella positiva en Argentina
Cabe consignar que el dosel arbóreo o forestal es el hábitat formado por las copas de los árboles de un bosque.

«El uso de imágenes térmicas continuas de alta frecuencia para vigilar las copas de los árboles cambia realmente lo que podemos aprender sobre cómo los bosques se enfrentan al estrés del aumento de las temperaturas», afirmó Andrew Richardson, profesor de la Universidad del Norte de Arizona y coautor del estudio.

Más aumento de la temperatura

Según los científicos, es probable que el futuro calentamiento del clima provoque un aumento de la temperatura de las hojas del dosel, lo que repercutiría negativamente en el ciclo del carbono en los bosques y aumentaría el riesgo de mortalidad forestal.

//Mirá también: Contaminación ambiental: ¿Qué tipos de residuos se retiraron del Riachuelo?

«La temperatura de las hojas es importante desde hace mucho tiempo para el funcionamiento de las plantas, ya que influye en el metabolismo del carbono y en los intercambios de agua y energía», apuntó Still.

«Si la fotosíntesis del dosel disminuye con el aumento de la temperatura, se reducirá la capacidad de los bosques de actuar como sumideros de carbono», agregó.

Los científicos ahora conocen cómo reaccionan las plantas al cambio climático.

«Si las hojas están generalmente más calientes que el aire circundante, como sugieren nuestros hallazgos, los árboles podrían estar acercándose a umbrales críticos de estrés por temperatura más rápido de lo que esperamos», advirtió Richardson.

«Nuestros datos y análisis sugieren que un clima más cálido dará lugar a temperaturas aún más altas en las hojas del dosel, lo que probablemente conducirá a la reducción de la capacidad de asimilación de carbono y, finalmente, a daños a causa del calor», finalizó.

PUBLICIDAD
Fecha de publicación: 16/09, 5:44 pm